GY!BE: Larga Espera, Tacaña Recompensa

Diez años de espera. Diez años desde que visitaran Donostia/San Sebastián y publicaran su último disco “Yanqui U.X.O.” (2002). Toda una década se han hecho esperar Godspeed You! Black Emperor para ofrecer nueva grabación de estudio y reactivar el tándem principal de ese colectivo de músicos que han formado los canadienses desde mediados de los años 90. Tras siete años inactivos inmersos en proyectos paralelos (A Silver Mt. Zion, Set Fire to Flames, …), los de Montreal volvieron a la carga en 2009 para formalizar, tres años después, “Allelujah! Don´t Bend! Ascend!” (2012).

Se trata éste de un LP que sin ser novedoso en cuanto a canciones y estilo, recoge la esencia básica de la banda: pocos pero largos temas de post-rock amargo y ruidista (que no ruidoso) que les sirvió otrora para ser encumbrados por crítica y público a los altares de la escena. “F#A#∞” (1997), “Slow Riot for Zerø Kanada EP” (1999), “Lift Your Skinny Fists Like Antennas to Heaven” (2000) fueron los culpables de tal consideración ya que supusieron una vuelta de tuerca más a lo que grupos como Mogwai o Explosions in the Sky presentaban por aquel entonces. Sus marcadas convicciones políticas, su alejamiento de la industria musical y el escapismo generalizado al que acostumbran (no conceden entrevistas, plagan sus directos de canciones inéditas, graban bandas sonoras que sólo se pueden escuchar mientras se visiona la película en si…) alimentan más si cabe la ascética aureola que los rodea.

“Allelujah! Don´t Bend! Ascend!” (2012) deja poco margen a la sorpresa por dos sencillas razones: se trata de una grabación en la que se recogen temas anteriormente ejecutados en directo y no dista un ápice de lo que acostumbra a editar la banda. Quizás en referencia a la toma de Sarajevo o a la brutal masacre de Srbrenica perpetuada, entre otros, por Ratko Mladic, “Mladic” (en directo conocida como “Albanian”, antes de la edición del disco que nos ocupa) es un tema de veinte minutos en el que guitarras, violín y percusión van elevando la tensión hasta convertirla en un violento pasaje de marcados sonidos arábigos que bien pudiera transportarte a pleno genocidio. Tras una cacerolada final aparece el primer track minimalista, “Their Helicopters´ Sing”, que sirve de puente al segundo corte principal “We Drift Like Worried Fire”. El tono agresivo de “Mladic” se compensa aquí con una mezcolanza de guitarras y elementos de cuerda amables que liberan algo más de optimismo a la línea general del álbum. “Strung Like Lights At Thee Printemps Erable” cierra a modo de raso e inmóvil drone que, quizás, pueda acabar cuestionando la utilidad de este tipo de piezas tan planas.

Casi una hora larga de disco de la que se rescatan valiosos movimientos instrumentales pero que trascienden por debajo de antiguas grabaciones de la banda. Pesan demasiado diez años para tan escaso material y tan poca recompensa. Sus próximas actuaciones cercanas en directo (Madrid 30/10, Barcelona 31/10 y Burdeos 01/11) demostrarán el actual estado de forma de GY!BE tras un cumplidor, aunque gris, “Allelujah! Don´t Bend! Ascend!”.

Escúchalo en Spotify

Texto: Paja&Mosto

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: